La eternidad de la renovación La burocracia, junto a la falta de financiación, ralentizan la renovación pese a los planes de modernización.